Saltar al contenido
Atrás

Consejos para conservar las Uvas frescas

Ricas en vitaminas y antioxidantes, las uvas ayudan a preservar la salud cardiovascular, cerebral, visual y  los niveles óptimos de presión arterial. Una vez que tenemos uvas de El Ciruelo en casa hay muchas formas de mantenerlas frescas y sabrosas durante varios días e incluso semanas después de su compra.

Debemos introducir las uvas en el refrigerador inmediatamente después de llegar a casa. Las Uvas se conservan mejor a temperaturas entre -1 y 0 grados centígrados.

 

No debemos lavar las uvas, sino que las guardaremos directamente dentro de una bolsa de plástico sellada o envase hermético. Si las lavamos aceleraremos el proceso de maduración y se estropearán antes. Sólo debemos lavar las uvas si queremos congelarlas inmediatamente. Antes de ponerlas en el congelador deberemos alinearlas en una bandeja para el horno para evitar que al congelarse se peguen entre sí.

 

Las Uvas se conservarán mejor si las colocamos en la parte trasera del refrigerador. Esta parte del refrigerador se suele mantener más fresca y esto ayudará a conservar las uvas frescas durante 2 o 3 semanas.

 

Al comprar uvas a granel debemos separarlas evitando apilar las cajas para que circule mejor el aire y pueda conservarse por más tiempo su frescura.

 

Dentro del refrigerador procuraremos almacenarlas lejos de alimentos que producen olor, como cebollas y puerros, dada la capacidad de las uvas para absorber los olores, pudiendo adquirir sabores extraños.